Mujeres al volante

Investigación realizada en la Ciudad de Buenos Aires, al 1º de agosto de 2014, sobre un total de 4.724 (parcial) conductores de automóviles particulares.

Uso del cinturón de seguridad: 31% más que los hombres

Uso del cinturón de seguridad Porcentaje
Ambos sexos 69%
Exclusivamente en mujeres 85%
Exclusivamente en hombres 65%

Violación al semáforo en rojo: 48% menos que los hombres

Determinado en base al total de violaciones al semáforo en rojo observadas (269) y al índice de mujeres al volante.

 

Uso del celular al conducir: 41% menos que los hombres

Uso del celular al conducir Porcentaje
Uso en mujeres 6,88%
Uso en hombres

11,40%

 

Uso del casco en bicicleta: 98% más que los hombres

Uso del casco en bicicleta Porcentaje
Uso en mujeres 26%
Uso en hombres 13,20%

 

Mujeres al volante: 21%

Hombres al volante: 79%

Este estudio, basado en observaciones sistemáticas del comportamiento de los conductores de ambos sexos en el tránsito, vuelve a demostrar que, pese a que muchos piensan lo contrario, las mujeres conducen en forma más segura que los hombres y se cuidan más (usan más el cinturón de seguridad y el casco).

El mayor uso del cinturón de seguridad y el casco es, tal como lo han demostrado diferentes estudios internacionales, un indicador de una mayor percepción del riesgo de accidente, que suele traer aparejada, en la mayoría de los conductores que lo usan, una conducción a más baja velocidad y con mayor respeto de las normas de tránsito.

La evidencia local recogida es coincidente con estudios estadísticos internacionales que muestran que las mujeres, a igual cantidad de kilómetros recorridos causan menos siniestros graves (con heridos y/o muertos) que los varones, en una proporción que va de dos a cinco veces (dependiendo del país de análisis).

Por supuesto, las mujeres también protagonizan y, muchas veces causan siniestros pero, mayoritariamente, de menor gravedad. Las causas de los siniestros más frecuentes protagonizados por las mujeres suelen ser: errores en maniobras de giro y en intersecciones y al circular marcha atrás y estacionar; mientras que en los hombres, las causas más comunes son: sobrepaso inadecuado, exceso de velocidad y conducir alcoholizado.